Un «nuevo comienzo» para Haití: el país pone rumbo a elegir a un primer ministro

El proceso de transición en Haití ha arrancado este viernes con la constitución por decreto del Consejo Presidencial de Haití , que tendrá ahora la difícil tarea de restaurar el orden constitucional tras la dimisión del primer ministro Ariel Henry por la ola de violencia criminal que azota al país caribeño. El diario oficial de la República de Haití, ‘Le Moniteur’, ha publicado este viernes el decreto por el que queda oficialmente instaurado el organismo, formado por nueve miembros, que tendrá ahora que elegir a un nuevo primer ministro, según ‘Gazette Haiti’. Noticia Relacionada estandar Si Expolicías y pandilleros unidos, la fórmula que ha permitido reinar al caos en Haití Juan Diego Godoy Poco después, la Comunidad del Caribe (Caricom) ha expresado en un comunicado que el establecimiento de un Consejo «con una base amplia y políticamente inclusivo» apunta a la posibilidad de «un nuevo comienzo para Haití» . En concreto, ha recordado que, en base al artículo 16 del acuerdo, la misión del organismo es «volver a poner a Haití en el camino de la dignidad, la legitimidad democrática, la estabilidad y la soberanía y garantizar el buen funcionamiento de las instituciones del Estado». «Todavía quedan enormes desafíos por delante. La Caricom está dispuesta a seguir apoyando al pueblo haitiano y a sus dirigentes en la determinación de su futuro de manera soberana durante este período de transición en el camino hacia la estabilidad», ha agregado. Por su parte, la Oficina Integrada de Naciones Unidas en Haití (BINUH) ha informado de que «sigue de cerca» el proceso político haitiano y ha recordado que el apoyo internacional a la Policía del país caribeño «sigue siendo esencial para restablecer la seguridad y el Estado de derecho». Ola de violencia «Reafirmamos nuestro compromiso de apoyar a las instituciones del país en sus esfuerzos por restaurar las instituciones democráticas», ha afirmado la jefa de la oficina, María Isabel Salvador, en una serie de mensajes publicados en la red social X. El Consejo Presidencial dio por terminada la pasada semana la crisis abierta durante su difícil periodo de formación tras numerosas entradas y salidas y anunció que llegó a un acuerdo político «entre los diferentes sectores que lo constituyen». Las autoridades de Haití declararon a comienzos del mes pasado el estado de emergencia ante la ola de violencia registrada en el país, especialmente en la capital, Puerto Príncipe, que llevó incluso al asalto de prisiones y la fuga de miles de presos. Noticia Relacionada video-noticia No Haitianos se manifiestan contra el Consejo Presidencial que sustituirá a Ariel Henry EFE Puerto Príncipe, 12 mar (EFE).- Varias decenas de activistas se manifestaron este martes frente a la… Uno de los grandes líderes criminales del país, Jimmy Chérizier, alias ‘Barbecue’, lanzó un órdago contra el primer ministro, a quien amenazó con sumir al país en una «guerra civil» si no presentaba su dimisión en medio de un escenario de caos absoluto dado el dominio de las bandas sobre Puerto Príncipe y alrededores, consolidado tras el magnicidio en 2021 del presidente Jovenel Moise. El primer ministro en funciones, que se encontraba varado en Puerto Rico en medio de una visita oficial, finalmente dimitió tras una reunión de emergencia de Caricom con delegaciones de otros países como Estados Unidos o Francia y prometió su salida del cargo una vez que el Consejo Presidencial nombrase a su sucesor. Henry llegó al poder en julio de 2021, dos días antes del asesinato de Moise, por lo que no llegó a ser investido en el cargo. En un discurso antes de asumir la jefatura del Gobierno haitiano, pidió unidad política y un gabinete de consenso. La Oficina de Derechos Humanos de la ONU advirtió a finales de marzo de una «cataclísmica» situación en el país a raíz de la corrupción, la impunidad y la mala gobernanza que, agravadas por las oleadas de violencia, han erosionado el Estado de derecho en Haití, llevando a las instituciones al «borde del colapso». En concreto, el informe documenta un aumento del número de víctimas debido a la violencia de las pandillas en 2023: un total de 4.451 muertos y 1.668 heridos. Además, solo en los tres primeros meses de 2024 se han registrado 1.554 muertes y 826 heridos, a fecha de 22 de marzo.